Blogia
Revista Convicciones

Convicciones 4 - La guerra por el Agua ya es historia.

Como es sabido por todos, hay mucha agua salada y poca agua dulce. Algunos dicen que la próxima guerra será por el Agua. También dicen que los Estados Unidos vendrá a hacerse dueño de nuestro Acuífero Guaraní, o dicen que El Fondo Monetario puso plata y es el dueño. Dicen tantas cosas, la mayoría de las veces con un fundamento muy pobre o repitiendo lo que otro dijo sin verificar o investigar.

            Tenemos en claro que la vida  solo es posible si hay agua dulce, y me refiero particularmente a la humana. Vemos que se la NASA busca agua en Marte, y en otros lugares extraños. Alguno puede interpretar que es porque aquí hay cada vez menos.

            ¿ Pero en realidad buscan agua, bajo este concepto de escasez ?

No, lo hacen porque su existencia es sinónimo de vida, microbiótica tal vez, pero vida al fin.

            Resulta que los diarios en general no publican notas sobre investigaciones científicas, sino que la mayoría se especializa en cuestiones sociales y políticas ya que tienen un impacto mas directo sobre la sociedad, mas inmediato y estimula la generación de reacciones. Otros tienen secciones sobre el particular, pero la persona que lee, que busca fundamentar sus conceptos, que busca conocer, siempre tendrá varias campanas y podrá ver mas halla.

            En virtud de ello considero que la guerra por el agua ya pasó a ser historia, ya que Ingenieros Norteamericanos dirigidos por el profesor de ingeniería mecánica del Instituto Renssealer, Nikhil Koratkar, de Troy Nueva York,  consiguieron controlar el movimiento del agua con nanotubos y por ende el proceso de desalinizar el agua de mar comienza a ser una realidad.

            Esto se ha logrado mediante unas membranas de nanotubos de carbono, que rechazan de manera natural el agua, pueden canalizarla e, incluso, desarrollan la capacidad de controlar su flujo y detenerlo, utilizando leves cargas eléctricas.

            Cuenta Olga Castro-Perea en Tendencias21 que ajustando e invirtiendo las polaridades, se ha logrado regular con una precisión sin precedentes la absorción y aspiración del agua. De esta forma, han desarrollado un sistema de filtración ligero y económico,. Este sistema es extremadamente eficiente y podría servir para diversas aplicaciones, todas ellas casi inmediatas.

 

            Esto es, desde filtrar las más pequeñas impurezas del agua dulce como también desalinizar el agua de mar para convertirla en potable mediante un sencillo proceso electroquímico combinado con nanotecnología según lo publicado en “Nano Letters” recientemente.

 

Los resultados son en definitiva el primer paso para la creación de nanotubos diseñados para filtrar elementos específicos en materiales orgánicos o agua. De esta manera, las técnicas de micro filtración y separación serán más eficientes y podrían aplicarse a la recuperación medioambiental, a la producción de agua potable, la investigación biomédica y los circuitos avanzados, todos basados en un sistema de oxidación electrolítica.

 

Por ello, podemos aseverar que la guerra por el agua ya pasó a ser historia.

 

 

                                                                       Inf. Rubén Dieminger

Fundación Zona Centro

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres